¿Un nuevo Caravaggio?

Ha sido noticia esta semana pasada, el posible descubrimiento de una pintura atribuida a Caravaggio en Tolouse, Francia.

Los propietarios de la obra la descubrieron accidentalmente en el desván, donde la tela había permanecido oculta durante más de un siglo. Cuando la pintura fue llevada al experto y galerista Éric Turquin, éste concluyó que se trataba de una obra auténtica de Caravaggio, otra versión de “Judith y Holofernes” diferente de la que se conserva en la Galleria Nazionale di arte antica de Roma.

La obra descubierta en Tolouse

La obra descubierta en Tolouse

No todos los expertos están de acuerdo con sus conclusiones. Mina Gregori, Gianni Papi y Giuseppe Porzio, aunque reconocen la gran calidad de la obra, no piensan que sea del pintor. Por otro lado Nicola Spinosa si cree que es una obra original de Caravaggio.

Caravaggio revolucionó la pintura en el siglo XVII. Tuvo una gran influencia y su potente estilo inspiró a numerosos seguidores, desde Gentileschi hasta artistas flamencos como Gerrit van Honthorst. Los Caravaggistas trabajaron por toda Europa y extendieron su poderosa estética. Pero también fue odiado y condenado, por su vida violenta y su brutal realismo. Con el clasicismo, en el siglo XVIII fue olvidado. Y no volvió a ser redescubierto y venerado hasta principios del siglo XX.

La hipótesis de la autenticidad de la obra se basa en:

- Hay indicios documentales de que Louis Finson, un marchante de arte y pintor flamenco contemporáneo a Caravaggio, hacia 1607 en su estudio de Nápoles, poseía dos Caravaggios (en su testamento se mencionan los dos cuadros) y uno de ellos era “Judith y Holofernes”. Esta obra no sería la versión del tema pintada en Roma en 1598/9, y que hoy está en la Galleria Nazionale di arte antica, Roma.

Caravaggio. Galleria Barberini

Caravaggio, “Judith y Holofernes”. Galleria nazionale di arte antica, Roma

- El cuadro de Roma se cree que fue un encargo del banquero Ottavio Costa, porque estaba en el inventario de obras que dejó al morir en 1639. Es decir, se cree que la primera versión de “Judith y Holofernes” siempre ha estado en Roma y no podía ser la obra que estaba en posesión de Louis Finson.

- Finson habría pintado una copia del cuadro de Caravaggio que poseía y esta copia sería la pintura que pertenece al Banco de Roma y que se expone en Nápoles (Palazzo Zevallos). Esta copia (si se demuestra que realmente la pinto Louis Finson) estaría basada en su original de Caravaggio. Así que la pintura descubierta en Tolouse sería el original desaparecido.

Copia de Louis Finson

Copia de Louis Finson?

Podría ser verdad…, o ser la obra de un Caravaggista u otra copia. En todo caso hasta que no haya un gran consenso entre la comunidad de especialistas, la obra no podrá venderse por la cantidad de que habla Turpin (120 millones de euros).

De momento el Estado francés ha declarado la obra “tesoro nacional”, lo que significa que no podrá venderse fuera del país en los próximos 30 meses. El Departamento de Pintura del Louvre ha examinado durante tres semanas el cuadro pero de momento no se han hecho públicas sus conclusiones.

 

Esta entrada ha sido publicada en Noticias, Pintura y etiquetada , , . Añada a favoritos el Link.

Comments are closed.