Arte por todas partes

Un proyecto llamado “Art Everywhere” (arte por todas partes) quiere convertir este verano al Reino Unido en la mayor galería de arte del mundo. Bueno, no con obras originales sino con grandes reproducciones colgadas en las vallas publicitarias del país durante dos semanas el próximo mes de agosto.

Con esta campaña se mostrarán obras de artistas británicos de los últimos quinientos años, todas procederán de colecciones públicas de todo el Reino Unido.

El Proyecto se lleva a cabo gracias a la colaboración de la Tale gallery y el Art Fund (organización independiente y sin ánimo de lucro dedicada a apoyar a museos y galerías británicas).

El público podrá elegir por internet cuáles son las 50 obras de arte que quieren ver colgadas en las vallas publicitarias del país y mediante donaciones a partir de tres libras financiarán la impresión de las imágenes elegidas.

Según palabras del impulsor del proyecto Richard Reed: “Se trata de poner cosas maravillosas en tantos lugares como sea posible para que sean vistas por el mayor número posible de personas”. La idea se le ocurrió un día al ir a trabajar, alguien puso en una parada de autobús el poster de un cuadro hermoso durante un mes. No estaba titulado ni tenía ninguna inscripción, “nunca supe porque estaba allí, todo lo que sabía es que era una cosa muy bonita que me alegraba en mi camino”.

Según Sir Nicholas Serota, director de la Tate: “En un momento en que la gente sólo piensa en los recortes que están afectando a los museos, se trata de presentar el arte británico a quien es su propietario (todas las obras son de propiedad pública) y recordar a la gente que estas grandes obras están en nuestros museos, y en la mayoría de los casos se pueden visitar gratis cualquier día de la semana”.