BARTOMEU DE ROBIÓ

Los Apóstoles Santiago y Tomás

Piedra caliza policromada y dorada
Hacia 1370-1380
34 x 53 cm
Museu de Lleida Diocesà i Comarcal

Estos dos relieves que representan a los apóstoles Santiago el Mayor y Tomás, pertenecen a la predela de un retablo que tenía el apostolado completo, del que se conoce otra figura no identificable en el Museu Marès de Barcelona. El apostolado estaba ordenado de izquierda a derecha siguiendo los doce artículos del Credo que cada uno de los apóstoles portaba escrito en la filacteria que sostiene en sus manos. De ahí que por los textos que todavía se pueden leer en parte se haya podido identificar a Santiago y a Tomás.

Tanto la manera de presentar las figuras bajo arcuaciones como las características anatómicas, cabellos largos con bucles lo mismo que las barbas rizadas largas, indican su procedencia, el taller del Maestro Bartomeu de Robió, documentado en Lleida entre 1361 y 1368, y autor, entre otros, del retablo de San Pedro (Lleida, iglesia de San Lorenzo) que proporciona modelos o soluciones idénticas a las que presentan los dos apóstoles presentes, especialmente en la escena de la Transfiguración, en la que Moisés y Elías siguen el mismo patrón y reciben el mismo tratamiento técnico y descriptivo que Santiago y Tomás, por lo que estos dos relieves se encuentran dentro de la producción más clásica del Maestro que incluye, además de su participación en el retablo mayor de la Catedral de Lleida, el retablo, entre otros, de San Pedro de la iglesia de Corbins (Lleida), y que representa, a su vez, un ejemplo clásico de la escultura de la escuela de Lleida de la década de 1370.